La sandía, un viagra natural

Una rebanada de sandía (patilla) fresca, tiene efectos similares al Viagra. Las sandías contienen un ingrediente llamado citrulina que puede desencadenar la producción de un compuesto que ayuda a relajar los vasos sanguíneos, algo similar a lo que ocurre cuando un hombre toma Viagra, uno de los principales productores de la fruta.


Las sandías como fuentes de vitaminas y antoxidantes

Las sandías siempre han sido una buena fuente de vitaminas A y C, potasio y fibra; además de contener altos niveles de Lycopeno (que le da su color rojo), un antioxidante que puede ayudar al cuerpo en la lucha contra el cancer y prevenir la enfermedad.

Pero ahora los hombres tenemos otra razón adicional para disfrutar esta deliciosa fruta: la  citrulina.

Hallada en la pulpa y la corteza de las sandías, la citrulina reacciona con las enzimas del organismo al ser consumida en grandes cantidades y se transmuta en arginina, un aminoácido que beneficia el corazón y los sistemas circulatorio e inmunológico.

La arginina estimula el óxido nítrico, que relaja los vasos sanguíneos, el mismo efecto básico de Viagra, para tratar la disfunción eréctil e incluso prevenirla.

La sandía si bien no es tan específica como Viagra, es un gran modo de relajar los vasos sanguíneos sin ningún efecto secundario.

Sandía roja, sandía amarilla

Según Todd Wehner, que estudia el cultivo de la sandía en la



Sandía amarilla
Sandía amarilla

Universidad Estatal de Carolina del Norte, USA, dijo que quien tome Viagra no debe esperar igual resultado que la sandía, “puede tener un efecto interesante, pero no es sustituto de ningún tratamiento médico”, aclaró.

El óxido nítrico también puede ser de ayuda para la angina, la hipertensión y otros problemas cardiovasculares, según el estudio, que fue financiado por el Departamento de Agricultura. En la corteza de la sandía se halla más citrulina (60%) que el la pulpa, pero eso puede variar. De todos modos los científicos podrían ser capaces de hallar el modo de elevar la concentración en la pulpa.

Según Penélope Perkins-Veazie, investigadora del Departamento de Agricultura en Lane, Oklahoma, U.S.A.,  la citrulina se halla en las sandías de todos los colores pero sobre todo en las de corteza amarilla.


¿Te gustó este artículo? Compártelo y sígueme en Twitter
Twitter: @chefcubiro 


¿De cuánta utilidad te ha parecido este contenido?

¡Haz clic en una estrella para puntuar!

Promedio de puntuación 0 / 5. Recuento de votos: 0

Hasta ahora, ¡no hay votos!. Sé el primero en puntuar este contenido.