Cómo hacer tequeños venezolanos

Los tequeños son los pasapalos venezolanos más famosos y queridos por todos.  Son deliciosos, sencillos y muy venezolanos. Los tequeños son los reyes de las fiestas, desde las más humildes  hasta las más exquisitas. Veamos entonces cómo se preparan estos pasapalos rumberos.




Historia de los tequeños

El tequeño es tequeño, caraqueño. Los auténticos tequeños  se diferencian por su masa, el tipo de queso que llevan en su interior, y por supuesto… son los mas sabrosos de todos!

Ya en los años cincuenta del siglo pasado, Graciela Schael en su libro “La cocina de Casilda”, señalaba al tequeño como el pasapalo que gozaba de más simpatía y resaltaba lo notorio de su ausencia en las fiestas y celebraciones.

De su historia, algunas fuentes señalan que su origen está ubicado en Los Teques, capital del estado Miranda, mientras otras insisten en señalar como su lugar de nacimiento el Barrio El Teque, en la Parroquia Altagracia en Caracas. En cualquier caso nadie duda que en este nuevo milenio el favoritismo por el tequeño apenas ha cambiado. El tradicional pasapalo ha evolucionado y encontrado nuevos compañeros: salsas,  chutneys, picantes, etc.

La receta para prepararlos es muy sencilla; solo requiere paciencia, pues cuando se hacen tequeños hay que hacer bastantes ya que seguro serán bien recibidos por muchos comensales.

¿Qué significa pasapalo?

Pasapalo es un término que se utiliza en Venezuela para designar a un aperitivo, un entremés o una pequeña porción de comida que acompaña a una bebida. Por ejemplo, en España se dice “tapa”, en Argentina utilizan la palabra “picadita”, en Chile “picoteo”, en México “botana” y en Colombia “pasabocas”.

Cómo hacer tequeños venezolanos

Si no estás en Venezuela, puedes encontrar un queso adecuado en uno que sea blanco, semiduro y medianamente salado.



Las ganas de comer tequeños crecen, así que empecemos con la receta:

Ingredientes para hacer tequeños venezolanos:

  • Queso blanco llanero, palmizulia o palmita (o cualquier queso semi-duro, medianamente salado)
  • 250 g de harina de trigo todo uso (no leudante)
  • 40 g de mantequilla a temperatura fresca (20 °C)
  • 1/2 taza de agua
  • Una cucharadita de sal
  • 1 cucharadita de azúcar
  • Una cucharadita de levadura en polvo
  • Aceite suficiente para freír

Preparación de los tequeños venezolanos:

  • Sin tocar el queso aún (dejarlo tranquilo en la nevera que aún no le toca)
  • Mezcla el agua, azúcar y levadura en polvo, reservar.
  • Ahora mezcla harina con la sal.
  • Mezcla con los dedos, harina y mantequilla, hasta que se integren bien.
  • Agrega poco a poco el agua mientras amasas, hasta que la masa comience a compactarse y se despegue de las manos.
  • Amasar por 10 minutos o hasta que la masa se torne suave y elástica.
  • Colocar la masa en un recipiente ligeramente enharinado, tapar con plástico adherente y dejar reposar 1 hora.

Luego de 1 hora:

  • Cortar el queso en palitos de 3cm  de largo x 1cm x 1 cm (deben quedar como rectángulos de 1 cm de espesor por lado)
  • Una vez transcurridos los 30 minutos, estirar la masa con un rodillo (o una botella) hasta que alcance un espesor bien delgado (3 a 4 mm)
  • Cortar la masa en tiras de 3 cm de ancho por 20 cm de largo aproximadamente, enrollar la masa alrededor de los trozos de queso comenzando desde un extremos en forma de espiral y sellando bien los extremos para que el queso no se salga.
  • Freír en abundante aceite caliente hasta que doren, retirar del aceite y colocar sobre papel absorbente para eliminar el exceso de grasa.
  • Servir calientes y disfrutar compartiendo con ella, con los amigos, familiares, el vecino o incluso con Firulais.
  • Disfrutar.

Tequeños notas adicionales

  • Al armar los tequeños, humedece con los dedos los bordes de la tira de masa antes de enrollarlos, para asegurar se selle la unión de los bordes.
  • Una vez armados, deja reposar unos 10 -20 minutos, enharina un poquito para evitar se peguen a la mesa.
  • El aceite no muy caliente, temperatura media (160 °C -180°C).
  • Arma y fríe un primer tequeño, para asegurar estás armando y uniendo bien los bordes.
  • Una vez armados, los tequeños pueden congelarse crudos, para ello colocarlos sobre una bandeja forrada con papel encerado procurando que no se toquen, cubrir con plástico adherente y congelar hasta por 1 mes.
  • Para prepararlos solo basta con descongelarlos 1 hora antes y pasarlos luego por harina (la harina absorverá el agua condensada en los tequeños evitando que salpiquen al freirlos), calentar aceite  y freír.

¿Deseas comentar este artículo? Deja tus comentarios abajo, compártelo y sígueme en Facebook y Twitter
Facebook: cubirocom
Twitter: @chefcubiro 


Contenido relacionado:


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *