Pasar muchas horas delante del PC es perjudicial para tu salud

Compartir este artículo:

pasar-muchas-horas-delante-del-PC-es-perjudicial-para-tu-salud

 

Las personas cada vez pasan más horas conectadas al ordenador, bien por ocio o motivos de trabajo. Apenas descansamos y siempre estamos en la misma postura. A la larga es muy perjudicial para el cuerpo, provocando graves problemas de salud y por otro lado, desvía nuestra atención, evitando un rendimiento pleno en el trabajo. Es lo que se denomina el síndrome del ordenador, una dolencia que los médicos empiezan a advertir y que puede expandirse de forma notable.

¿Qué es este síndrome?

Se reconoce en un perfil de personas que pasan más de 9 horas al día en el ordenador, de lunes a viernes y durante todo el año. El síndrome es la denominación del conjunto de dolencias y síntomas que presentan estas personas. El hacerlo de forma prolongada no hace más que acentuar este problema. Lo peor de todo es que la mayoría no tiene una cura sencilla, incluso a veces es complicado recuperarse.

Los problemas más destacados son dolor de espalda, resequedad ocular, tendinitis de palma o muñeca, problemas de visión, contracturas, obesidad, retención de líquidos y dolor de cuello. Un claro ejemplo de estas dolencias se produce en las personas que trabajan en una oficina, más proclives a sufrirlas.

Según los expertos en fisioterapia y medicina no es nada bueno para el organismo pasar más de 6 horas al día delante del ordenador. En cambio la evolución laboral hace que sea todo lo contrario, cada vez se incurre en más tiempo y los trabajos están orientados al uso de este tipo de dispositivos.

Incluso se están dando casos de bajas laborales por culpa de estos problemas relacionadas con el uso excesivo del PC. Ni si quiera se deja tiempo para el descanso, para relajar el cuerpo y deshacer las fijaciones corporales.

Tu espalda se daña al usar el PC

Es lo que pasa cuando no se utiliza una silla ergonómica pues al final mantienes la misma postura todo el día con el consiguiente agravante para el cuerpo. Estas malas posiciones tan constantes acaban desviando la columna vertebral.

También influye mucho la colocación del monitor, pues la mayoría de personas lo colocan demasiado hacia abajo, provocando que la nuca esté en tensión en vez de estar relajada. Esto se acentúa con el uso de portátiles. Además se tiene la espalda encorvada lo que provoca lesiones cervicales y de columna.

Lo mejor para prevenir este tipo de dolencias es seguir los siguientes consejos:

  • Siéntate en una silla con respaldo regulable y que cubra toda la espalda. Además que sea ergonómica y se adapte a cada cuerpo.
  • No mantengas la misma posición por más de 15 minutos
  • Cada dos horas estira el cuerpo y ayúdate a relajar con ejercicios de respiración
  • Siempre ten el monitor a la altura de la vista
  • Intenta tener siempre la espalda recta y no estés tenso
  • Cada cierto tiempo levántate y mueve el cuerpo a través de rotaciones articulares y de cuello
  • Ten un mobiliario espacioso que te de libertad de movimientos

Los ojos se ven gravemente dañados

Muchas horas delante del PC producen los siguientes síntomas:

  • Vista borrosa y cansada
  • Ojos rojos, irritados y secos
  • Molestias ante la luz
  • Sensación de fatiga, de querer cerrar los ojos

 

Para evitarlo se recomienda:

  • Hidratar los ojos cada hora con productos especiales para ello
  • Mover con más frecuencia los párpados para crear mayor humedad
  • Iluminar la pantalla con luz natural
  • Mantener una distancia adecuada, de unos 50 centímetros mínimo
  • No poner un brillo muy elevado

Las piernas también sufren

Estar tanto tiempo sentado es uno de los motivos más comunes de la aparición de obesidad y retención de líquidos. También es habitual la salida de varices por no tener la circulación adecuada. Por eso es necesario estirar y mover las piernas, complementando las horas de trabajo haciendo deporte al salir. Puede ser una simple caminata.

¿Cómo evitar los problemas más graves?

  • Estira las piernas lo máximo que puedas
  • No mantengas la misma posición corporal
  • Apoya los dedos y eleva los talones
  • De vez en cuando haz movimientos con las piernas y los pies
  • Mantén los glúteos contraídos
  • Cada hora levántate y realiza pequeñas caminatas y estiramientos

 Descripción del autor: Edith Gómez es editora en Gananci, apasionada del marketing digital, especializada en comunicación online. Se niega a irse a la cama cada noche sin haber aprendido algo nuevo. Le inquietan las ideas de negocio y, más aún, aportar una mirada creativa al pequeño mundo en el que vivimos.

Twitter: @edigomben



 

¿De cuánta utilidad te ha parecido este contenido?

¡Haz clic en una estrella para puntuar!

Promedio de puntuación 0 / 5. Recuento de votos: 0

Hasta ahora, ¡no hay votos!. Sé el primero en puntuar este contenido.

Ivan

Chef, Especialista en TI y ex FITA (Tiro con Arco). Chef Privado, Programador y Consultor Web Freelance.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *